Cómo hacer exfoliantes naturales para tener una piel radiante

Introducción

La exfoliación es una de las prácticas más importantes para mantener la piel radiante y saludable. Los exfoliantes ayudan a eliminar las células muertas de la piel y a mejorar la apariencia de la misma. Muchas personas optan por comprar exfoliantes comerciales, pero estos pueden ser costosos y a menudo contienen productos químicos dañinos. En cambio, puedes hacer tus propios exfoliantes naturales en casa con ingredientes simples y naturales. En este artículo, te mostraremos cómo hacer tus propios exfoliantes naturales para tener una piel radiante.

Exfoliantes naturales

Azúcar y aceite de oliva

El azúcar es uno de los ingredientes más populares para hacer exfoliantes naturales. Es suave y no causa irritación en la piel. Combínalo con aceite de oliva para obtener un exfoliante hidratante y nutritivo para la piel.

  • Mide media taza de azúcar y agrega dos cucharadas de aceite de oliva.
  • Mezcla bien ambos ingredientes para crear una pasta.
  • Aplica la pasta en tu piel y masajea suavemente en movimientos circulares.
  • Enjuaga con agua tibia y aplica tu crema hidratante favorita.

Bicarbonato de sodio y miel

El bicarbonato de sodio es otro ingrediente popular para hacer exfoliantes naturales. Es un agente limpiador natural que ayuda a desintoxicar la piel. Combinado con miel, que es rica en antioxidantes, este exfoliante dejará tu piel limpia y radiante.

  • Mide dos cucharadas de bicarbonato de sodio y agrega una cucharada de miel.
  • Mezcla bien ambos ingredientes para crear una pasta.
  • Aplica la pasta en tu piel y masajea suavemente en movimientos circulares.
  • Deja la mezcla en la piel durante algunos minutos.
  • Enjuaga con agua tibia y aplica tu crema hidratante favorita.

Sal marina y aceite de coco

La sal marina ayuda a eliminar las células muertas de la piel y desintoxica la piel. Al combinarla con aceite de coco, que es un excelente humectante, obtienes un exfoliante natural que dejará tu piel suave y radiante.

  • Mide media taza de sal marina y agrega tres cucharadas de aceite de coco.
  • Mezcla bien ambos ingredientes para crear una pasta.
  • Aplica la pasta en tu piel y masajea suavemente en movimientos circulares.
  • Enjuaga con agua tibia y aplica tu crema hidratante favorita.

Conclusión

Hacer tus propios exfoliantes naturales es fácil, económico y saludable para tu piel. Hay muchos ingredientes naturales que puedes usar para crear diferentes tipos de exfoliantes, como azúcar, bicarbonato de sodio, sal marina, miel y aceites naturales. Prueba algunos de estos exfoliantes naturales para mejorar la apariencia y la salud de tu piel.